Regalo navideño de Loli

regalo Loli

martes, 4 de noviembre de 2014

Tomates rellenos de risotto de verduras. Receta de aprovechamiento

En esta ocasión he rellenado los tomates con los restos de un risotto de verduras del día anterior. Podemos usarlos de cualquier otro tipo de arroz que hayamos preparado o de un plato de pasta. En caso de que hayamos usado carne con hueso, debemos deshuesarla y trocear las piezas. Y sí hemos usado pescado, quitar las espinas.

 Ingredientes (para unos cuatro tomates de tamaño medio)

4 tomates
una cucharada de cebolla picada
aceite de oliva
risotto que nos haya quedado de otra comida, unos 300 gramos
una o dos cucharadas de salsa de tomate
sal
pimienta, en caso de querer darle un toquecillo picante
Preparación

Lavados y secos los tomates, le sacamos una tapa cortando por el lado del pedúnculo. Vaciamos los tomates, desechamos las semillas y la carne la troceamos.
Si queremos los salamos un poco por dentro, aunque yo no lo he hecho, y rociamos con un poco de aceite. Reservamos.
Rehogamos la cebolla en una sartén o en una cacerola con un fondo de aceite. Cuando esté algo blanda añadimos la carne de los tomates troceados y dejamos que se vayan haciendo unos cinco minutos. Cuando veamos que  ya se van deshaciendo un poco incorporamos la salsa de tomate y los restos de risotto. Apartamos del fuego y mezclamos bien. No añadimos sal al relleno porque ya lo tiene el arroz aprovechado, pero si la pimienta en caso de que se la pongamos.
Rellenamos los tomates, cubrimos con la tapa y pulverizamos con un poco de aceite.
Metemos al horno precalentado entre 190 a 200 º C entre quince a veinte minutos. Cuando veamos que ya están en su punto, sacamos del horno y servimos.

martes, 28 de octubre de 2014

Conejo asado con setas de temporada

 Aprovechando que es tiempo de setas preparé este conejo asado con unas pocas que habíamos recogido el día anterior. Quedó un plato con una salsa de vicio. Como también tenía unas castañas cocidas, le puse unas pocas.

Ingredientes

un conejo
setas de temporada (en mí caso eran unos cantherellus cibarius, russulas y un boletus pequeño)
un cuarto de una cebolla+ media cebolla, no demasiado grande
un vaso y medio de aceite de oliva
un vaso de vino blanco
5 ó 6 dientes de ajo
pimiento rojo
una ramita de perejil
especies para carne
una rama de tomillo fresco
sal

Preparación

Lo primero será preparar el conejo, le sacaremos los restos de visceras que tenga en el interior y la grasa que encontremos tanto dentro como fuera. Lo troceamos y lo adobamos con un majado con los dientes  de ajo, el perejil, las especies de carne y la sal. Esto podemos hacerlo el día anterior para que vaya cogiendo más sabor del adobo. Pero de no haberlo hecho, con una o dos horas antes de preparlo será suficiente.
En el momento de prepararlo pondremos el aceite en una cacerola junto con el cuarto de cebolla pelado y el pimiento rojo en trozos. Cuando comience a hervir incorporamos el conejo y lo vamos dorando por todos lados. Una vez que esté dorado le añadimos el vino blanco, dejamos hervir y que el vino se evapore un poco. Tapamos la cacerola y bajamos el fuego al mínimo. De vez en cuando le daremos la vuelta a la carne.
Mientras el conejo se va haciendo picamos la media cebolla y la pochamos con un fondo de aceite en una sartén a fuego medio, para que se vaya haciendo un poco y no se queme.
Entretanto se va pochando la cebolla, cortamos las setas en trozos y a continuación se las añadimos a la sartén. Salteamos unos cinco minutos con un poco de sal y pimienta.
Salteadas las setas junto con la cebolla, las incorporamos a la cacerola junto con la rama de tomillo.  Y continuamos con la cocción una media hora más.
Yo como tenía unas castañas cocidas, unos cinco minutos antes de apagar el fuego, también se las agregué a la cacerola.

Un rico plato otoñal que nos encantó. Primero disfrutamos en el monte y luego en la mesa....
Cuando se acabe la temporada de setas habrá que disfrutarlo con setas secas a falta de las frescas. O con las setas de cultivo que encontremos en el super, aunque no sea lo mismo.

miércoles, 22 de octubre de 2014

Mermelada de physalis

 Este es el segundo año que preparo mermelada con los physalis cultivados en casa. De momento sólo tengo un bote almacenado, pero ya estoy recolectando más. Este año están madurando con más lentitud que el anterior. Esperemos que tarden en llegar las heladas, las plantas todavía están cargadas de frutos verdes.

Ingredientes (dan para un frasco de unos 350 ml. de capacidad)

500 gramos de physalis
275 gramos de azúcar
medio vaso de agua, sobre unos 125 ml.
el zumo de medio limón

Preparación
 Poner todos los ingredientes en una cacerola y llevar al fuego. Cuando comience a hervir bajar un poco el fuego e ir removiendo de vez en cuando y al mismo tiempo iremos ayudando a romper los frutos.
Cuando haya alcanzado el punto de mermelada deseado, apagamos el fuego. Le quitamos la espuma que se haya formado y pasamos por el chino o un pasapurés.
Llevamos nuevamente al fuego para calentar un poco y rellenamos los frascos , que previamente habremos esterilizado, dejando sobre medio centímetro sin rellenar y cerramos bien. Dejaremos el frasco boca abajo como mínimo unas veinticuatro horas para que haga el vacio.
Y ya tenemos la mermelada lista para disfrutar, aunque es mejor dejar que pase un tiempo antes de consumirla, almacenada en un lugar fresco y oscuro.

martes, 14 de octubre de 2014

Arroz con pechuga de pollo y judías

 Un plato sencillo y económico que nos llevará poco tiempo preparar.

Ingredientes (para cuatro comensales)

2 vasos de arroz (tomando como medida un vaso de unos 225 ml. de capacidad)
una pechuga de pollo sin hueso y sin piel
judías
un trozo de pimiento rojo
un poco de cebolla picada
 4 vasos y medio de caldo de pollo o verduras, o en su defecto agua caliente en la que habremos disuelto media pastilla de caldo
4 cucharadas de salsa de tomate
azafrán o colorante
aceite de oliva
sal

Preparación

Comenzaremos troceando la pechuga de pollo en dados pequeños. Y lo mismo haremos con las hortalizas. Y también picamos la cebolla.
Ponemos al fuego una cacerola con un fondo de aceite de oliva y la cebolla picada. La dejamos sudar un poco y añadimos el pollo. Damos unas vueltas e incorporamos las hortalizas. Dejamos que se vayan haciendo a fuego no demasiado fuerte durante unos diez minutos.

Transcurrido ese tiempo subimos el fuego y agregamos la salsa de tomate. Removemos un poco,  vertemos el caldoy ponemos el azafrán y la sal. Al romper el hervor tapamos y bajamos el fuego al mínimo. En unos veinte minutos ya estará listo nuestro plato.
Debemos vigilar de vez en cuando y menear un poco la cacerola para evitar que se agarre el arroz al fondo o por si necesitásemos añadirle algo más de caldo, en caso de no estar todavía en su punto. Si tuviésemos que añadir algo de caldo siempre lo haremos con el líquido caliente.
Dejar reposar unos cinco minutos antes de servir.

lunes, 29 de septiembre de 2014

Panna cotta con coulis de moras

 Otra entrada dulce, algo rápido y fácil de preparar. Todavía podemos  aprovecharencontrar las últimas moras silvestres, aunque  muy pocas en mi caso, apenas ya encuentro .

Ingredientes (para cuatro moldes de 125 ml. de capacidad cada uno)

Para la panna cotta

400 ml. de nata líquida
100 ml. de leche
30 gr. de azúcar
una cucharadita de aroma o esencia de vainilla

Para el coulis de moras

100 gr. de moras
4 cucharadas de azúcar
el zumo de un cuarto de limón

Preparación
Calentar la nata junto con la leche y el azúcar, removiendo constantemente.
Dejaremos cocer unos diez minutos hasta que se haya evaporado algo de líquido. Añadimos la vainilla y las hojas de gelatina escurridas que previamente habremos hidratado en agua fría. Remover bien y
retirar del fuego.
Verter la mezcla en unos moldes, dejar enfriar y cuajar. Conservar en frío hasta la hora de tomarla.

Para preparar el coulis de moras, ponemos todos los ingredientes en un cazo al fuego. Dejamos cocinar unos quince minutos a fuego medio removiendo de vez en cuando. Transcurrido ese tiempo trituramos la mezcla y la colamos. Dejamos enfriar y reservamos en el frigo.

A la hora de servir la panna cotta le damos la vuelta al molde con cuidado y ponemos un poco de coulis por encima.


lunes, 15 de septiembre de 2014

Pastel de requesón


Si este rincón virtual fuese real, en estos momentos estaría lleno de telas de araña de lo abandonado que lo tengo. Me había propuesto volver a la actividad al comenzar el mes, pero ya estamos a día 15 de septiembre. Ésta, además es la primera entrada del año...casi se acaba antes de que recuperase las ganas de sentarme a escribir nuevamente y compartir alguna de las preparaciones que pasan por mi cocina. Y el regreso es con algo dulce, una tarta de requesón que tengo anotada en un  papel que encontré poniendo un poco de orden. De lo más fácil para comenzar.

Ingredientes

5 huevos, que tendremos a temperatura ambiente
150 gramos de azúcar ( en la original, 185)
250 de requesón
90 gramos de manteca de vaca
100 gramos de harina
3 cucharadas de Maizena
media cucharadita de esencia de vainilla
la ralladura de un limón
azúcar en polvo para espolvorear

Preparación


Batir el requesón, el azúcar, las yemas de los huevos y la manteca hasta conseguir una mezcla homogénea.
En otro bol batimos las claras con una pizca de sal. Incorporamos con suavidad las claras batidas a la mezcla anterior. Finalmente añadimos la ralladura de limón y las dos harinas. Mezclamos con cuidado y vertemos en un molde engrasado apto para ir al horno.

Meter al horno precalentado a 180º C durante unos 35 a 40 minutos. Transcurrido ese tiempo comprobamos si está lista introduciendo un  pincho o un palillo en la tarta, en caso de salir limpio ya estaría lista. De no ser así la dejaremos unos minutos más y comprobamos nuevamente.

*En esta ocasión usé un molde de 24 centímetros por eso no ha salido muy alta, unos 3 centímetros. Usando uno de menor diámetro, su altura es mayor.

*El horno lo puse con calor por arriba y por abajo.